Acuerdo Unión Europea – Mercosur: Clave para la reconstrucción de Argentina – Dr. Javier Rizzo

0
367

El presidente electo de la Argentina Javier Milei dejó muy en claro que, con su elección, comenzó la “reconstrucción de Argentina”. Dicha reconstrucción, se deberá abordar desde múltiples ángulos y tendrá que realizarse con paciencia, esfuerzo y, sobre todo, inteligencia. El nuevo gobierno debe abordar los enormes problemas estructurales de Argentina con pragmatismo, enfocándose en la solución y dejando de lado todo tipo de ideologías que sean limitantes de esas soluciones.

En ese contexto, el nuevo Gobierno de Javier Milei tiene la oportunidad de comenzar la reconstrucción con un hecho histórico. En Europa hay optimismo en que las negociaciones sobre el acuerdo comercial con el bloque sudamericano puedan finalmente concluirse el próximo 7 de diciembre, día en que se llevará a cabo la cumbre del MERCOSUR en Brasil, aunque la asunción de Milei está generando dudas e incertidumbre en Bruselas y en los principales actores europeos como España y Alemania.

A modo de ejemplo, vale remarcar que el 20 de noviembre, el ministro de Agricultura alemán, Cem Özdemir, declaró ante la prensa de aquel país que, tras la victoria de Javier Milei en Argentina, «el entorno» para aprobar el acuerdo comercial entre la Unión Europea y Mercosur será «más difícil»

En la misma línea, el vicepresidente de la Comisión Europea, Vladis Dombrovskis alertó sobre las dificultades que todavía existen para cerrar el acuerdo: por un lado, algunas peticiones de los países latinoamericanos serán “difíciles de abordar” en el acuerdo comercial; y, por otro, crece la incertidumbre sobre cómo la asunción de Javier Milei en Argentina pueda afectar las negociaciones en marcha.

Dicha incertidumbre se basa en que el libertario ha sido muy critico del MERCOSUR y hasta ha dicho expresamente que, según su mirada, el bloque debería ser eliminado. Los dichos de Milei coinciden con su ideología ultraliberal en la que el comercio no debería estar administrado por los Estados.

Sin embargo, tomar decisiones basadas en una ideología, sería un grave error. Apartarse del MERCOSUR es en cierto modo, apartarse del mundo, otra vez. Es aislarse de un sistema de comercio internacional que se basa en el multilateralismo y en acuerdos bilaterales que generan asociaciones facilitadoras del comercio. El MERCOSUR y la Argentina deben insertarse en ese sistema de una vez por todas y este acuerdo es la oportunidad perfecta, en un momento clave que no debe desperdiciarse.

La reconstrucción de Argentina no debe basarse en ideologías, debe basarse en soluciones y debe actuarse con pragmatismo. Esto es simple: la Unión Europea tiene acuerdos de libre comercio con muchos países y uniones en todo el mundo. Esto hace que para los agentes económicos privados europeos sea mucho mas barato y más fácil comerciar con los privados de dichos países o uniones. Entonces los privados que no están bajo el ala de un acuerdo de este tipo se quedan sin posibilidad de competir, se queda aislados, en mercados pequeños y cerrados. Esto genera que por lógica consecuencia el crecimiento se vea extremadamente limitado, lo cual impacta directamente en el crecimiento económico del país y de la región.

En este sentido, parecen buenas noticias lo expresado recientemente por la canciller designada Diana Mondino, quien afirmó que presidente electo Javier Milei respaldará el acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea.

El acuerdo(1):

Las negociaciones entre el MERCOSUR y la Unión Europea por el acuerdo de asociación se iniciaron en 1995, las cuales luego de un largo y complejo proceso, concluyeron en junio de 2019 con el texto final del acuerdo que a hoy día se sigue revisando.

Es muy importante enfatizar que, mediante el acuerdo, el MERCOSUR, y por ende la Argentina tienen la oportunidad de tender un puente económico, cultural y político con una región que representa el 20% del producto interno bruto mundial, posee un alto ingreso per cápita promedio, posee un alto desarrollo tecnológico, donde habitan 500 millones de personas, en el marco de una integración comunitaria sin precedentes.

Desde la entrada en vigencia el acuerdo, la UE otorgará acceso libre de arancel a 74% de las exportaciones del MERCOSUR de forma inmediata y al 92% de las exportaciones del MERCOSUR en 10 años.

En el marco del acuerdo, la UE desgravará totalmente los aranceles a cerca del 82% de las exportaciones agrícolas del MERCOSUR a la UE y existirán cuotas o preferencias fijas para el 17,7% restante. Por ejemplo, la UE otorga al MERCOSUR contingentes arancelarios con arancel intracuota de 0% a la carne bovina (99.000 toneladas), arroz (60.000 toneladas), miel (45.000 toneladas), entre otros. Otros contingentes corresponden a carne porcina y aviar, maíz, leche, quesos, etanol y huevos. El arancel pagado actualmente bajo la Cuota Hilton (20%) es desgravado a 0% de forma inmediata por la UE a la entrada en vigor del Acuerdo. Estos contingentes arancelarios son relevantes para Argentina, que es exportadora de productos agroindustriales con una importante participación en las ventas externas totales.

Además de la canasta que ya tiene presencia en la UE, el acuerdo también permitiría ingresar a ese mercado con bienes que Argentina exporta a otros destinos y que, al facilitarse el acceso a mercado, también podrían ingresar al bloque europeo si se cumple con los demás requisitos.

El acuerdo también podría impulsar la atracción de Inversión Extranjera Directa, una modernización de la estructura productiva y determinados marcos institucionales: reglas de competencia, propiedad intelectual, inversiones, y, de manera general, todas aquellas que son propias de la nueva generación de acuerdos comerciales.

El caso de México y su sólido acuerdo con la UE:

A modo de comparación, es interesante analizar el impacto del acuerdo entre la UE y México, que entró en vigor en 2000 para el comercio de bienes y en 2001 para el de servicios y que actualmente se encuentra en un proceso de modernización.

En 2020, el comercio bilateral se había más que triplicado en los 20 años transcurridos desde la entrada en vigor del acuerdo, lo que convierte a la UE en el tercer socio comercial de México. Los flujos de bienes y servicios entre ambas economías ascienden a casi 60.000 millones de euros, equivalentes al 8.6% del comercio exterior mexicano.

Estos vínculos comerciales están respaldados por una relación de inversión sólida y creciente. Las empresas europeas son, desde hace tiempo, importantes inversores en la economía mexicana; ya sea en el sector industrial, agroalimentario o de servicios (con especial mención a la industria automovilística y a los servicios financieros). En 2021, la UE se mantuvo como el segundo inversionista neto más grande en México con 6.900 millones de euros (24.6% del total neto de la Inversión Extranjera Directa) solo después de Estados Unidos(2).

La reconstrucción de Argentina es sin duda una misión compleja, en la cual no van a ser útiles las soluciones mágicas ni los discursos violentos ni la aplicación ortodoxa de ideologías. Pero lo que si es seguro que, si se quiere lograr esa reconstrucción, se deberán aprovechar todas y cada una de las oportunidades de crecimiento que se presenten. El acuerdo con la Unión Europea es una de ellas. No es una solución mágica, no alcanzará solo con ello, pero acompañada de otras buenas políticas y del aprovechamiento de otras oportunidades de igual magnitud servirá para iniciar un camino de apertura al mundo que Argentina necesita de manera urgente.

Para terminar, un último comentario: No hay que caer en la trampa de pensar que las ideologías y las relaciones comerciales van por el mismo camino. Un país puede estar muy alejado ideológicamente de otro, pero seguir siendo socios en el sentido comercial. Esto se ve claramente y sin ir más lejos en la relación que existe entre las dos principales potencias: China y Estados Unidos. No debemos creer que por afianzar las relaciones con unos se deben debilitar las relaciones con otros.

Hay que ser prácticos, inteligentes, flexibles, crear socios, abrirnos al mundo y así comenzar con la reconstrucción de Argentina.

Dr. Javier Rizzo

diciembre 2.023

  • Fuente: Unión Europea | Argentina.gob
  • 2 Fuente: La Unión Europea y México | EEAS (europa.eu).ar

Abogado argentino dedicado al derecho aduanero y comercio internacional. Poseo un  LLM en derecho del comercio internacional por la Universidad de Ámsterdam y actualmente trabajo en consultoría aduanera para Cargill en los Países Bajos.