CHINA: Airbus teme grandes pérdidas por las represalias contra el impuesto de emisiones de la UE

0
43

Airbus estima que la suspensión de los encargos de China dará al traste con unos mil empleos en Europa y al menos otros mil en su cadena de proveedores. Los pedidos cancelados incluían 35 aviones A330 y una decena de A380, los superjumbos de la aeronáutica europea.

Los directivos de Airbus han enviado una carta a los líderes de la Unión Europea (UE) en la que urgen a encontrar una solución para la escalada de las disputas comerciales derivadas de la adopción del impuesto sobre las emisiones que la UE quiere aplicar sobre las compañías aéreas que operen en su territorio.

Como protesta por dicho impuesto, China suspendió encargos con Airbus por valor de 12 mil millones de dólares, dejanda al consorcio aeronáutico europeo en una situación preocupante.

La carta fue enviada a los primeros ministros de Reino Unido y Francia, el presidente del gobierno de España y la canciller de Alemania, según un comunicado publicado por la propia empresa aeronáutica.

Los nueve firmantes advierten en la carta que las represalias de China y otros países opuestos a la tasa europea de emisiones estaba acarreando graves consecuencias para la industria de la aviación y poniendo en peligro miles de puestos de trabajo. “Europa no puede permitirse esta situación en el actual clima económico”, expresaron en la carta los directivos de la compañía.

Airbus estima que la suspensión de los encargos de China dará al traste con unos mil empleos en Europa y al menos otros mil en su cadena de proveedores. Los pedidos cancelados incluían 35 aviones A330 y una decena de A380, los superjumbos de la aeronáutica europea.

El portavoz de la compañía, Stefan Schaffrath, expresó que existen “amenazas de represalias” procedentes de 26 países, “en particular desde China”, según citaba la· agencia AP el pasado día 8.

El lunes, el rotativo Wall Street Journal mencionaba las palabras del nuevo embajador de China ante la UE, Wu Hailong, para quien “tiene sentido” que las aerolíneas chinas rechacen los aparatos hechos en Europa debido al impuesto sobre las emisiones de la UE. Wu indicó también que la decisión europea “contribuye al actual dilema”.

Un total de 29 países, incluyendo China, EE.UU. y Rusia, firmaron un acuerdo el 24 de febrero oponiéndose al impuesto.

Airbus espera que la lista de “suspensiones, cancelaciones y acciones de represalia aumente a medida que otros mercados importantes siguen oponiéndose al impuesto de emisiones”, e hicieron un llamamiento al diálogo.

Chai Haibo, vicesecretario general de la Asociación de Transporte Aéreo de China, en declaraciones a China Daily, afirma que “las voces desde dentro de la UE muestran que la ley no es muy convincente” y añadió que “es tiempo de que la UE reconsidere la legitimidad de la normativa”.

La industria aérea china tendría que pagar unos 800 millones de yuanes (126 millones de dólares) extra en costes derivados del sistema de impuestos sobre emisiones de la UE, una cantidad que se elevaría a 18 mil millones en 2030.

SPANISH.CHINA.ORG.CN)