China: Zonas de libre comercio serán campos de prueba vitales para las reformas

0
37

 

 

 

La expansión de las zonas de libre comercio de China creará más lugares donde serán probadas las reformas en la administración de inversiones extranjeras, supervisión del gobierno y servicios de apertura, según los expertos.

La nación está pasando por una transición trascendental a una “nueva normalidad”, en tanto que vuelve a calibrar el ritmo de su crecimiento y construye en base a la experiencia de una gama de programas piloto.

Muchos de esos programas han pasado por pruebas en la zona piloto de libre comercio de Shanghái, que fue establecida en 2013. El resultado de esos experimentos aparecerá en las tres nuevas zonas en la municipalidad de Tianjin y las provincias de Cantón y Fujian. Se espera que más ciudades del interior obtengan aprobación para tener zonas de libre comercio en los próximos años.

Mei Xinyu, un investigador del Instituto de Comercio Internacional y Cooperación Económica en el Ministerio de Comercio, dijo que las tres nuevas zonas tendrán “más características locales” que la de Shanghái.

La zona de Tianjin se enfocará en el comercio con el noreste de Asia, en los envíos y préstamos financieros.

La zona de Cantón será una parte crucial de la segunda fase de la cooperación entre Cantón, Hong Kong y Macao y aprovechará las ventajas de Hong Kong como centro financiero mundial; mientras que la zona de Fujian pondrá su énfasis en el comercio a través de los estrechos y la cooperación financiera con Taiwán.

“Estas nuevas zonas tienen diferentes enfoques en cuanto a servicios, finanzas, industria, inversiones y comercio”.

Añadir las zonas de comercio puede ayudar a realizar la meta de China de un crecimiento estable e impulsar la confianza de los inversionistas internacionales al ofrecer un acceso más flexible al mercado” dijo Mei.

Por ejemplo, en la zona de libre comercio de Tianjin, donde los transportes y las actividades relacionadas apoyarán su desarrollo. La ciudad planea buscar oportunidades en la financiación de buques, registro de barcos y mantenimiento, además de derecho marítimo y arbitraje. Cooperará con Shanghái, un centro internacional, para alcanzar más puertos en todo el mundo.

Lin Guijun, vicepresidente de la Universidad de Negocios Internacionales y Economía de Beijing, dijo que las zonas son bases adecuadas para participar en la competencia económica mundial y pueden ser fuentes de innovación y crear un impulso para el desarrollo sostenible.

“Aunque estas nuevas zonas podrían inevitablemente desarrollar una uniformidad en servicios financieros en las etapas iniciales, la feroz competencia eventualmente las obligará a optimizar sus políticas, mejorar su infraestructura, nutrir talentos y atraer el capital extranjero” dijo Lin.

Para los negocios extranjeros, Lin dijo que muchas industrias de servicios sociales sin desarrollar, tales como la educación, la seguridad social, salud y el cuidado de los ancianos pueden convertirse en nuevos puntos de crecimiento del mercado, debido a que la demanda de esos servicios ha aumentado en China en la última década.

A comienzos de este mes, China redujo el número de industrias en las cuales restringe las inversiones extranjeras, con la aprobación del nuevo Catálogo para la Guía de las Industrias para la Inversión Extranjera del Consejo de Estado, que entrará en vigencia el 10 de abril. La cantidad de sectores restringidos fue reducida en casi la mitad, de 79 a 38.

Los sectores favorecidos dentro de las nuevas directrices son la agricultura moderna, las altas tecnologías, la manufactura avanzada, la eficiencia energética y la protección ambiental, la energía alternativa y servicios modernos.

En la zona de libre comercio de Shanghái, el número de sectores donde está restringida la inversión extranjera, fue reducido de 139 en 2014 a 190 un año antes. Este año, se espera que la lista sea más corta nuevamente.

Estas políticas modificadas del gabinete y la zona de libre comercio de Shanghái pueden ser adoptadas por las nuevas tres zonas.

China atrajo más inversiones directas extranjeras que cualquier otro país en 2014: $119.6 mil millones, un 1.7 por ciento más.

“Las cuatro zonas de libre comercio de China aún están en el periodo inicial y las compañías extranjeras obtendrán más beneficios tangibles una vez que las políticas y medidas necesarias sean puestas en su lugar” dijo Chen Bo, un investigador de la institución de investigaciones de zonas de libre comercio de la Universidad de Finanzas y Economía de Shanghái.

Chen dijo que aunque el sistema de “lista negativa” aplicado en la zona de Shanghái será adoptado por las tres nuevas, quizá con algunas modificaciones, el éxito de cada una será decidido por los conceptos de sus reformas y la forma en que sean ejecutados.

Li Jian, un investigador del instituto de comercio internacional y cooperación económica del Ministerio de Comercio, dijo que las tres zonas serán inevitablemente comparadas con la de Shanghái, aunque también serán lugares para probar la viabilidad de las ideas y proporcionar nuevas experiencias para reformar y abrir aún más el país.

 

Fuente: spanish.china.org.cn