Giorgi reunió a automotrices y a forjadores de acero para lograr una mayor integración de la cadena de valor

0
41

La ministra de Industria, Débora Giorgi, reunió hoy a las principales terminales automotrices y autopartistas con productores y forjadores nacionales de aceros especiales para avanzar en una mayor integración de la cadena y garantizar el abastecimiento en condiciones de precio, cantidad y calidad.

En esta nueva reunión de la mesa de integración, Giorgi exigió a las partes presentar compromisos y cronogramas concretos de sustitución de importaciones y advirtió que “a raíz del sobrante de autos en el mundo, muchos quieren que Argentina deje de fabricar e importe”, pero aseguró que “nuestra Presidenta no va a permitir que eso suceda y desde el Ministerio seguiremos defendiendo una cadena de valor integrada”.

“No vamos a dejar que cada uno mire su propio ombligo, viendo el enemigo en el proveedor y el verdugo en el cliente, porque tenemos un Estado presente que no lo va a permitir”, dijo y destacó que “en aceros especiales, la cadena automotriz podrá llegar a una sustitución de importaciones de más de u$s 120 millones”.

La ministra planteó analizar los temas del precio de la materia prima y los procesos de homologación para poder avanzar hacia los compromisos concretos de sustitución. En ese sentido, el representante de la empresa Crafmsa aseguró que ya está trabajando con Scania para proveer partes y también avanza en un acuerdo con Toyota.

En tanto, el director ejecutivo de Acindar, Gabriel Dattilo, destacó que su firma podría lograr un proceso de sustitución de 25.000 toneladas de aceros -de las cuales 17.000 se destinan a la industria automotriz- de un total de 72.000 toneladas que hoy importan, y detalló que ya están trabajando con el grupo autopartista Allevard para proveerlos. Explicó además que la empresa está trabajando en la sustitución de planchuelas laminadas de acero y barras perfiladas en hidrocarbonos para suspensión, y barras catódicas y estabilizadoras (ambas al 50% de desarrollo).

Dattilo sostuvo que “Acindar tomó el compromiso de emprender este proceso de sustitución porque entiende que es muy conveniente para el país desarrollar este tipo de productos que hoy se están importando”, y destacó la realización de estas mesas para lograr entendimientos porque, dijo, “no hay desarrollo de ningún tipo de producto sin una usina con vocación y un cliente con vocación”.

A su vez, el gerente de la cámara del forjado, Juan José Mastrolorenzo, expresó que “no nos sentábamos con las terminales desde hacia más de 20 años porque nos ignoraban, hasta que apareció esta mesa”.

En ese sentido, Giorgi llamó a hacer reuniones específicas entre compradores y proveedores que aún no hayan llegado a acuerdos para determinar condiciones de precio, calidad, y cantidad que permitan sustituir importaciones con producción nacional.

“Estamos trabajando con todos los sectores para potenciar la competitividad de nuestra industria”, dijo y afirmó que “Argentina debe tener fabricación sustentable de bienes de capital e insumos difundidos”.

La ministra estuvo acompañada por su jefa de Gabinete, Andrea Bovris, y los secretarios de Industria, Javier Rando, y de Planeamiento Estratégico, Horacio Cepeda.

Participaron de la reunión el presidente de la Compañía Regional de Aceros Forjados Mercedes Sociedad Anónima (Crafmsa), Martín Azcárate; el director ejecutivo de Acindar, Gabriel Dattilo; el gerente de ventas de la autopartista Allevard, Gerardo Acosta; representantes de las terminales automotrices Toyota, Volkswagen, Iveco, Scania y Renault, y representantes de la Cámara del Forjado.