La presidenta Argentina cuestionó las medidas de los EEUU, que impiden importación de productos argentinos

0
46

 

La presidenta sostuvo que «no hemos podido poner carne en Estados Unidos ni vender un solo limón por las barreras fitosanitarias y para arancelarias que imponen, en referencia a la decisión de aquel país de retirar de su sistema de preferencias a la Argentina.

En un aparte de su discurso, de ayer  en el Salón de las Mujeres del Bicentenario en  la Casa Rosada,  donde anunció el proyecto para modernizar el DNI la Presidenta cuestionó las políticas tanto de Estados Unidos como de países europeos y pidió saber “en qué mundo vivimos”.

La mandataria dijo que hay un verdadero desafío  “que tenemos todos en un mundo difícil, en un mundo muy competitivo, en un mundo donde, obviamente, hay sobrantes y excedentes en otras economías que no tienen la capacidad de consumo que hoy tienen los países emergentes y, por lo tanto, comienzan pequeñas guerritas y guerrillas de carácter comercial que trataremos de abordar con la mayor civilización y legalidad posibles”.

Sostuvo al respecto que “resulta ser, que los que no hemos podido todavía poner carne en Estados Unidos, no ha podido ni un solo limón, y miren que somos primeros productores a nivel mundial, todo el mundo sabe de la calidad de los limones, pero estas las barreras fitosanitarias que todos sabemos son barreras para arancelarias, lo mismo de la carne”.

Añadió en ese sentido a manera de ejemplo de las dificultades para exportaciones argentinas: “ni qué hablar de Europa que no te permite entrar manteca o te la gradúa 2 kilos de manteca, 3 kilos de quesos y 4 salamines, más o menos, sería esa la proporción”.

“Yo creo que es bueno que todos los argentinos sepamos en qué consiste este modelo pero, fundamentalmente, en qué mundo estamos viviendo. Porque si uno no entiende el mundo, difícilmente pueda abordar con exactitud y con éxito los problemas cotidianos que se dan en toda gestión”, explicó.

Insistió en señalar que “Lo importante es saber en qué mundo vivimos y saber con qué instrumentos contamos, cuál es la orientación, cuál es el rumbo y verificar las políticas que nos han dado resultado y cambiar, como dije el primer día, cuando haya que cambiar, sin perder el rumbo y sin perder los objetivos, que son los de siempre: crecimiento con inclusión social”.

Las palabras de la Presidente estuvieron relacionadas con la decisión del Gobierno de los Estados Unidos de retirar a la Argentina de sus sistema de preferencias en el nivel comercial.