¿Te gustaría percibir tu sueldo en criptomonedas? – Cont. Púb. Lucas Roberto Fenoglietto

0
173

Según un informe publicado por Data Reportal en enero del presente año, la población a nivel mundial supero los 8,08 billones, de los cuales más del 60% interactúa de manera frecuente con internet, teléfonos móviles y redes sociales. En este contexto en donde la tecnología influye en nuestra vida diaria, gradualmente notamos cómo nuestros hábitos se transforman y se comienzan a acoger con mayor aceptación y curiosidad conceptos como fintech, startups o criptomonedas en nuestras conversaciones, ya sea en el ámbito familiar o laboral. ¿Pero qué son las criptomonedas? ¿Estarías dispuesto a percibirlas como remuneración? ¿Sería legal según el actual marco normativo argentino?

Según la Ley N° 27.739, los criptoactivos se definen como representaciones digitales de valor que pueden ser intercambiadas o transferidas electrónicamente, utilizadas para transacciones o inversiones. En otras palabras, son representaciones digitales de valor que se basan en tecnología criptográfica y se utilizan como medio de intercambio, almacenamiento de valor o inversión en el ámbito de la economía digital. Los mismos funcionan de manera descentralizada, sin depender de una autoridad central como un banco o gobierno para su emisión o gestión. Ejemplos comunes de criptoactivos incluyen Bitcoin, Ethereum y otras criptomonedas, así como tokens digitales utilizados en redes blockchain para diversos propósitos, como contratos inteligentes, votaciones descentralizadas o financiamiento colectivo (ICO).

En los últimos años, los trabajadores han estado buscando condiciones laborales más flexibles y beneficios que les permitan adaptarse a las cambiantes circunstancias, como el trabajo desde casa, mayores salarios para compensar el costo de vida y protección contra la inflación. Estas demandas reflejan la necesidad de equilibrio entre la vida laboral y personal, así como la búsqueda de estabilidad financiera y protección contra la volatilidad económica. En este contexto, las criptomonedas se presentan como una alternativa interesante para retener talentos, gracias a su naturaleza descentralizada y su capacidad para ofrecer beneficios adicionales a los empleados pero ¿es legal de acuerdo a los marcos normativos vigentes?

Desde una perspectiva internacional, el Convenio 95 de la Organización Internacional del Trabajo establece condiciones para el pago del salario, requiriendo que se realice en moneda de curso legal cuando se paga en efectivo. Sin embargo, se considera posible interpretar que, en casos de pago no en efectivo, se pueden utilizar otros medios que no sean moneda de curso legal. Por ejemplo, las criptomonedas como Bitcoin, DAI o USDT podrían ser consideradas como formas aceptables de pago, siempre que proporcionen una ventaja patrimonial al trabajador. El valor estable de DAI y USDT en relación con el dólar estadounidense respalda esta interpretación como una «condición más favorable» para el trabajador.

Desde el plano local, el artículo 105 de la Ley de Contrato de Trabajo en Argentina establece que las formas de pago del salario son en dinero, en especie, habitación, en alimentos y en beneficios o ganancias. Sin embargo, el artículo 107 limita el pago en especie al 20% de la remuneración total del trabajador, una medida destinada a proteger la integridad del salario. El artículo 124 especifica que la remuneración en dinero debe realizarse en efectivo, cheque o mediante depósito en cuenta bancaria a nombre del trabajador. Además, el artículo 12 declara nulos cualquier convenio o acuerdo que viole o suprima derechos de los trabajadores.

Si bien son pocos los antecedentes, existen diversas jurisdicciones que se han vinculado más íntimamente con esta novedosa modalidad, de las cuales se pueden rescatar aquellos aciertos y aprender de las falencias detectadas en pos de estatuir un régimen de percepción de salarios en criptomonedas que sea planteado desde un enfoque multidisciplinaria y que aporte seguridad jurídica a los diversos garantizando el artículo 14 bis incorporado en la reforma constitucional de 1957, es decir, que el trabajo sea en condiciones dignas y con una retribución justa.

La importancia de esta regulación radica en que en Argentina el ecosistema de criptomonedas está cobrando una importancia creciente y de manera conjunta con Brasil se perfilan como líderes en el mercado cripto con un volumen significativo de operaciones. Por este motivo, frente a un contexto de rápida evolución y cambio

constante, es crucial que las administraciones cooperen para implementar herramientas de control que fortalezcan el cumplimiento tributario y combatan la evasión fiscal.

Para culminar, es claro que aún tenemos mucho camino por transitar en lo relativo a esta disruptiva modalidad de pago de las prestaciones laborales, en donde la innovación ocupará un lugar preponderante y el Estado, entendido como la nación política y jurídicamente organizada, deberá adaptarse a las nuevas exigencias que el mercado laboral impone.

Cont. Púb. Lucas Roberto Fenoglietto

mayo 2.024