La meta cero emisiones netas de CO2 supera los logros de la 41.ª Asamblea de la OACI

0
54

 

La Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) está muy alentada por la adopción de un Objetivo Aspiracional a Largo Plazo (LTAG) para lograr cero emisiones netas de CO2 para 2050 en la 41.ª Asamblea de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI).

Este importante paso adelante de los estados se alinea tanto con los objetivos del Acuerdo de París como con la resolución de cero emisiones netas de CO2 para 2050 acordada por las aerolíneas en la 77.ª Reunión General Anual de la IATA en octubre de 2021.

“La importancia del acuerdo LTAG no puede subestimarse. El compromiso de la industria de la aviación de lograr cero emisiones netas de CO2 para 2050 requiere políticas gubernamentales de apoyo. Ahora que los gobiernos y la industria están enfocados en el cero neto para 2050, esperamos iniciativas políticas mucho más sólidas en áreas clave de descarbonización, como incentivar la capacidad de producción de combustibles de aviación sostenibles (SAF). Y la determinación global de descarbonizar la aviación que sustenta este acuerdo debe seguir a los delegados y conducir a acciones políticas prácticas que permitan a todos los estados apoyar a la industria en el rápido progreso que está decidido a lograr”, dijo Willie Walsh, Director General de IATA.

La decisión sobre un objetivo a largo plazo en la OACI se produce después de intensas negociaciones que unieron los diferentes niveles de desarrollo en todo el mundo. Hubo un apoyo abrumador en la Asamblea de la OACI para el objetivo.

CORSIA

La Asamblea también reforzó su compromiso con el Plan de reducción y compensación de carbono para la aviación internacional (CORSIA) y aumentó su ambición al acordar estabilizar las emisiones de la aviación internacional en un 85 % del nivel de 2019. Al aceptar esto, muchos gobiernos enfatizaron el papel de CORSIA como la única medida económica aplicada para gestionar la huella de carbono de la aviación internacional.

“El acuerdo de la Asamblea fortalece CORSIA. La línea de base más baja supondrá una carga de costos significativamente mayor para las aerolíneas. Por lo tanto, es más importante que nunca que los gobiernos no socaven el cemento que une a CORSIA como la única medida económica para gestionar la huella de carbono de la aviación internacional. Los Estados ahora deben honrar, apoyar y defender CORSIA contra cualquier proliferación de medidas económicas. Esto solo socavará CORSIA y el esfuerzo colectivo para descarbonizar la aviación”, dijo Walsh.

Combustible de aviación sostenible (SAF)

La industria espera que SAF desempeñe el papel más importante en la descarbonización de la aviación. IATA estima que quizás el 65% de la mitigación necesaria para las emisiones netas cero en 2050 provendrá de SAF. Si bien la industria compró los cien millones de litros de SAF disponibles en 2021, el suministro sigue siendo limitado y el precio es mucho más alto que el combustible para aviones convencional.

“Con LTAG en mente, los esfuerzos estatales ahora deben centrarse en formas de incentivar un aumento en la capacidad de producción de SAF y, por lo tanto, reducir su costo. El tremendo progreso logrado en muchas economías en la transición de la producción de electricidad a fuentes verdes como la energía solar y eólica es un brillante ejemplo de lo que se puede lograr con las políticas gubernamentales correctas, en particular los incentivos a la producción”, dijo Walsh.